Un inicio de año divertido para nuestros chikis

#Familia / Hogar
Enero 18 / 2018

Se terminan las vacaciones, los niños regresan dispersos de sus paseos y descansos. Depende de nosotros los padres animarlos en la dinámica de comienzo de año, para darles la bienvenida a clases. ¡Te regalamos algunos tips para que ayudemos a nuestros chikis a iniciar el 2018 con toda!

 Comencemos estableciendo paulatinamente los horarios de rutina, hasta lograr lo acostumbrado habitualmente. Esto hará que los niños no sientan un cambio muy drástico a la hora de dormir, comer, jugar o estudiar.

 Las comidas poco a poco podrán ir tornándose saludables, el truco es hacerlo sin que ellos lo noten. Por ejemplo: unos panqueques de avena con cocoa, fruta y un poco de mantequilla de maní, hará ver un desayuno saludable como un delicioso postre.  Las loncheras con alimentos variados, coloridos, caritas, figuras, mensajes, empaques bonitos, pero sobre todo muy saludables y hechos en casa, lograrán que se habitúen a sabores naturales y diferentes cada día.

 Motivarlos con útiles de sus personajes preferidos, afiches, loncheras y elementos creativos para sus escritorios y sus cuartos, son una genial idea para que los chikis tomen su regreso a clases como un juego y una nueva aventura. Igualmente, plantearles tomar algunas clases deportivas o artísticas los animará para un comienzo dinámico.

Diseñar el horario en equipo, marcar juntos los cuadernos con dibujos, colores y todos sus elementos favoritos, además de ser una buena forma de pasar tiempo de calidad con ellos, es una manera divertida de planear las clases creativamente y propiciar un regreso a clases divertido.

Aunque las salidas y descansos disminuyen, podemos incluir en nuestra rutina una salida semanal al sitio de su elección, o un plan lúdico al interior del hogar donde participe la familia, fortaleciendo los lazos y la convivencia. Las horas de juego después de las tareas, también son fundamentales para que los niños se sientan a gusto en este inicio académico.